Campeones

Campeones

martes, 14 de junio de 2011

El día que la esperanza cambió de caja.

Aún no sabe porque lo conserva; -de recuerdo, dice. Su mirada gastada, más bien cansada, de ver pasar el tiempo y notar que nada ha ido a mejor. No le gusta usar la palabra peor, porque dice que peor siempre se puede estar, prefiere llamarle, menos malo, -cosas de viejos, dice su hijo que lo observa orgulloso como un espejo donde mirarse, -él me ha enseñado todo lo que tengo que saber y lo que no tenia que enseñármelo, no lo ha hecho.
Han caminado muchas veces juntos camino del estadio, muchas veces desde casa, otras cada uno por su lado, pero allí estaban, cada 15 días cada uno en su asiento, moviendo la cabeza al unísono, infartándose a la vez y lamentando juntos las ocasiones perdidas. Desde su asiento ven el palco, ese que maldicen tanto por dentro como por fuera y donde no ven solución.
Cuantas veces, sus manos gastadas de los años habrán aplaudido en ese asiento, las mismas manos que tomaron a su esposa, que en el camino de envejecer juntos aceptó lo que, sabía, para él era prácticamente un sentimiento, y aunque poco futbolera, siempre que se lo pedía, ella iba, sufría menos, pero iba. A veces, cuando ella iba y ganaban, al abrazarse le decía al oído, -nos das buena suerte, tienes que venir más!, y si alguna vez perdía, jamás era porque ella estaba, porque la amaba y aún hoy lo hace.



-La historia de una vida juntos los tres, bromea ella, tu abuelo, yo y el Atleti, le dice a su nieto mientras lo lleva al parque a jugar con su camiseta de Fernando Torres. -No le dejé que le pusieran Luis Aragonés!, y sonríe. El ídolo de su marido, cuantas veces lo habrá visto sollozar, cuantas veces lo habrá visto llorar de alegría, cuantos sentimientos le habrá visto sacar en 90 minutos. -Mi marido no merece esto. Suspira mientras sus ojos se le tiñen de rojiblancas lagrimas cuando piensa que va a perder su asiento en el Calderón.
Ella es consciente de lo que significan esos colores para su vida, porque si su vida se representara en un teatro sería con el telón rojiblanco. Aún se le entelan los ojos al pensar en aquellas épocas en que llegaba del Metropolitano tras vencer al Madrid de Di Estefano. -Ya nada es lo que era.



Caminan juntos por el centro de Madrid, dicen que les recuerda cuando eran jóvenes y eso les hace sentir bien, a veces en uno de esos caprichos de la memoria, él dice, -Justo aquí te regalé la primera rosa!. Ella se hace la sorprendida pero lo recuerda como si hubiera sido ayer. Si le hubieran dicho que su vida iba a ser esa le hubiera dicho que si mucho antes. -Son las cosas del amor, dicen los dos al unisono y ríen. A veces parece que sus manos, llenas de arrugas, se hayan deformado simplemente para hacerle hueco a la mano que le a acompañado desde el sí, quiero. Se nota su amor, se palpa y da envidia.



Cuando lo ves a él, te quieres ver a ti dentro de 50 años, -Hace tiempo que la esperanza cambió de caja, comenta. Hoy ha perdido la ilusión, no por los colores, no por la camiseta, nunca por la historia, ha perdido la ilusión porque la ha cambiado, porque hoy, su única ilusión es que la esperanza este en la caja correcta y que su nieto sienta lo que él ha sentido a sus 85 años. -Ya solo pido eso, que sepa seguir con algo que es mucho más que un divertimento.
Señala a la grada donde, por ahora, no volverá a estar y se cabrea -Esa gentuza nos ha tomado el pelo a todos los seguidores. Aunque reconoce que el Uruguayo le hizo llorar tanto que pensó que no lo contaba.
Reconoce que pensó que Gil padre era un buen hombre -Nos engañó a todos y a mi el primero. Pero reconoce que en esa grada debe de primar el sentimiento, por encima del dinero y demás. Lamenta que ya no haya jugadores que estén décadas enteras vistiendo de rojiblanco. -Los demás me dan igual. Y lejos de odiar al eterno rival comenta; -Antonio es un gran amigo mio, hay madridistas que son buena gente. Prefiere no discutir por fútbol.



-Tiene una bufanda que debería estar en el museo del Atleti. Dice su hijo. Y posiblemente no le falte razón. -El fútbol moderno ya no es para viejos, dice cansado. Y su hijo le responde -Va calla papa! No digas tonterías! La esperanza es lo último que se pierde.



Hoy su esperanza, esa que ha perdido al decidir no volver a abonarse, con sumo cuidado la ha metido dentro de la caja de pandora de su nieto, porque sabe que el camino que viene, cuando él ya no esté, debe seguirse con ilusión y mucha esperanza y esos pequeños que hoy no entienden nada, mañana deben de entenderlo todo.


P.d. No es una historía real, que yo sepa.

lunes, 6 de junio de 2011

La importancia de llamarse FERNANDO TORRES

Corren mareas por la ribera del Manzanares, la cosa pinta chunga, tan chunga que en algún foro ya se dice que Gilma va a vender el club ya mismo (http://www.colchonero.com/gil_marin_va_a_vender_el_club-itemap-4-103264-1.htm) de todas maneras en el Atlético de Madrid vivimos año tras año, el verano de la Marmota.

Después de la puñalada trapera del Kun...en 15 días pasa del amor eterno al "ya dije que cuando quisiera irme yo mismo lo diría" (si chico, pero no en una mierda de red social, sino en una rueda de prensa, cobarde), queda lo mejor, la escampá de algún jugador que pueda dar algo de dinerillo para fichar a medianías. Parte de culpa de no poder fichar en condiciones, además de ser de la malísima gestión que nos machaca cada año, es que en España y en Europa ya solo hay dos equipos, Barça y Madrid, entre ellos se reparten el pastel entero, las velas y los regalos, ¿a que adivino quién va a quedar primero o segundo en esta liga y las tres siguientes? En fin. Como si nos importara la liga, los 18 equipos restantes luchan por ser tercero. Queremos un buen equipo, para que? O sea, este año teníamos "buen equipo", De Gea, Godín, Dominguez, Ufo, Filipe, Tigo, "Simao", "Jurado", Reyes, Kun...no pintaba mal la cosa...resultado? Séptimos a 13 puntos del tercero y a 38 del primero...en fin.



Y ahora empieza la espantá!! Jugadores que venían aquí porque venían a un grande y se han encontrado el camarote de los hermanos Marx, al timón los de siempre y como buen barco que se precie, cuando se hunde, las ratas son las primeras en abandonarlo.



La primera rata, Agüero, cansado de pedir un equipo competitivo se larga porque, al igual que la grada, no aguanta ni cree más mentiras de aquellos que nos dicen: "este año vamos a luchar por crear un equipo competitivo y estar en Champions el año que viene"...normal que el chaval quiera irse. Nadie le reprocha que el chico quiera sentirse en un equipo de su categoría, la gente le critica una; que 15 días antes de decir que se quería ir, jurara amor eterno y dos; (esta por llegar) vestir de blanco...porque no nos engañemos, Gil Marín, ese mentiroso compulsivo, no es quien para decirle a Agüero que no va a jugar en el Real Madrid...porque el Kun, va a Gilma le extiende un cheque por 45 millones de euros y queda libre para irse donde le de la "real" gana. Que no nos engañen más. Probablemente el año que viene tengamos un derby calentito. Y ojo no es que quiera que el Kun vaya al Madrid (dios me libre), simplemente es lo que creo.



La segunda rata, De Gea, sí a ese mismo que le dediqué hace poco una carta que esperaba le hiciera sentir lo que significa que este ocupando el puesto que ocupa, pero las palabras se las lleva el euro. Probablemente esto es todo mucho más complejo y el mismo club (ese que dice que le ha ofrecido una oferta de renovación por 6 veces más de lo que gana, imaginaros lo poco que debe ganar para que le ofrezcan 6 veces más) sea el que le quiere vender, el chaval se encuentra en un dilema, jugar en el club de toda la vida mínimo pues 2 añitos más, formarse más como portero y estar en casa o plantarse en la final de la Champions año si, año no...que dilema. Pero aquí empieza el jaleo. Lo de De Gea era un secreto a voces, desde hace meses se decía que el chaval se iba a Manchester y aunque creíamos que no sería así, nos hemos hecho ya a la idea.
¿Que ha hecho el chaval para cagarla? En realidad aun nada, porque no se ha ido, todavía. Pero resulta que un día antes de la final de la Champions Fergie (Fergusson) dice que están cerca de llegar a un acuerdo con De Gea...de hecho se publica en la pagina web del club (del Manchester) y se da por hecho...varias horas de cabreo colectivo y resulta que de golpe y porrazo, comunicado del ¿¡abogado?! de De Gea diciendo que no tienen firmado nada, claro, firmado no, apalabrado!

Vamos a ver David, hijo mío, si Fergusson ya te había hecho el trabajo sucio, te había allanado el terreno, ¿para que tanta historia? Ahora que? o se queda o queda como un primo (con perdón), porque claro desmiente el acuerdo y si luego dice que se va entonces diremos: ¿este chaval a que ha estado jugando?. Todo parece indicar, que el chaval se lleva a matar con su representante y que su vínculo contractual vence el 30 de junio, fecha que, casualmente, no para de repetir De Gea en cuanto se le pregunta por su futuro.



Y, ¿que haríamos nosotros? Pues quedarnos, nos ha fastidiado!! Pero es que nosotros somos más Fernando Torres que ellos, mejor dicho, ellos no son Fernando Torres, porque todo esto que he explicado arriba del Kun y De Gea, lo vivió Torres año tras año, hasta que no pudo más, pero mató por esta camiseta, tanto que al ganar la euro y el mundial con España no quería otra cosa que hacerlo con una bandera del Atleti y una bufanda atada a su muñeca, porque cuando la rúa de los campeones del mundo pasó por Neptuno, todos le dieron la copa al Niño para que pudiera celebrarlo donde lo celebran los del Atleti.

Porque a vaces no vale con besar el escudo, hay que sentirlo. Porque Fernando trabaja para el fútbol, pero es del Atleti y lo será siempre.